¿Por qué es malo masticar hielo?

Compartelo con tus amistades
  • 8
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    8
    Shares

¿Por qué es malo masticar hielo? Conoce lo que oculta este mal hábito.

 

Por más raro que parezca, el masticar hielo es una práctica muy común en muchas personas, que sin saberlos presentan una condición que los motiva a llevar a cabo dicha actividad.

¿Por qué las personas mastican hielo?

Quienes mantienen este mal hábito son personas que padecen de una condición llamada pagofagia y puede ser originado por la deficiencia de hierro en el organismo o anemia, como comúnmente se le conoce.

El antojo conocido como pica, es aquel que produce una ganas incontrolables de masticar diferente cosas que no aportan ningún nivel nutricional al cuerpo, además de hielo también pueden presentar antojos por masticar papel, tiza, yeso, arcilla o tierra.

En algunos casos, aunque un poco menos probables, este síndrome pude ser una señal de alerta ante la presencia de trastornos neurológicos o enfermedades mentales.

Muchas personas que tienen este hábito de masticar hielo pueden llegar a desarrollar una adicción, incluso por algunos tipos de hielo o para consumirlos en lugares determinados.

¿Qué efectos tienes el masticas hielo sobre el cuerpo?

Los efectos negativos de masticar hielo son varios, en primer lugar debemos mencionar el grave daño que le hacemos a nuestra dentadura al someterla a un constante esfuerzo por masticar un material tan duro como el hielo.

El primer daño que presentan los dientes es el desgaste del esmalte dental, lo que los deja expuestos a fracturas y picaduras que crean todo un terreno fértil para las diferentes bacterias que viven en la boca, aumentando considerablemente las probabilidades de desarrollar caries.

En otros casos pueden presentar otro tipo de síntomas que generan una serie de malestares en la persona, como por ejemplo la acumulación de gases o la inflamación en estómago, incluso generando dolores en algunos casos.

¿Qué debes hacer si sientes ganas de masticar hielo?

Si en algún momento se llega a presentar este antojo y no se vuelve a repetir, tal vez no tengamos nada de preocuparnos.

Sin embargo, en caso de presentarse de forma frecuente es suficiente motivo para acudir al médico y poder tener un diagnóstico acertado.

La mejor forma de encontrarle una solución a este problema es encontrando y atacando directamente a lo que lo ocasiona, ya se la anemia o cualquier otra razón.

Por otro lado, mientras seguimos las instrucciones del doctor para poder solucionar nuestro padecimiento, podemos calmar las ganas de masticar superficies duras sustituyendo el hielo por un trozo de zanahoria cruda o de pulpa de coco.

Ahora que conoces lo que puede significar el habito de masticar hielo, ayúdanos a que esta información llegue a mas personas compartiendo este artículo en tus redes sociales, pero antes no olvides dejar un comentario.

 

 


Compartelo con tus amistades
  • 8
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
  •  
    8
    Shares

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *